lunes, 2 de marzo de 2009

Sólo sé que paso...más no está escrito.


Fue pasión, todo un ardor.
Un segundo, un torbellino.
Una ilusión se posó.
Una mirada, mi sino.
Te miro en el corazón,
¿estarás en mi interior?


Intensamente me besas,

sabor fruta prohibida.

Ocultamente me pruebas,
¡Vuelvete razón, vida!
Suciedad, tú, muy buscada,
por Eros olvidada.

Olor malsano tentador,
te tengo a mi lado ¡¡Dios¡¡.

Ya se acerca, ya viene,
como una ola amenazante.

Choca contra la gran roca,

con fuerza de un salvaje.

Espuma, fuego y sal viva,
me hacen en ti flor de vida.

2 comentarios:

Konrad VH dijo...

Bueno, esto va a parecer un cachondeo, comentándonos entre nosotros, pero en fin... Al final mereció la pena el rato, ¿eh? Qué precioso quedó!!

Rubén dijo...

Jajaja si se quedó muy fino... Jajaja